10 virtudes que los verdaderos líderes tienen en común

10 virtudes que los verdaderos líderes tienen en común

January 31, 2022 Negocio Responsable 1

1. Aplicar la “Regla de Oro”

Trata a los demás como te gustaría ser tratado. Todos cometemos errores, pero lo importante es que aprendemos de ellos. Entonces, antes de actuar, asegúrate de preguntarte cómo te gustaría que se desarrollara una situación si el zapato estuviera en el otro pie.

2. Establezca un listón alto para el talento

El talento atrae al talento, y los buenos líderes lo reconocen. Al mantener altos estándares, puedes atraer a personas que tienen el potencial para hacer el mejor trabajo de sus carreras. Y esto tiene un efecto combinado: estar rodeado de gente talentosa empuja a todos a crecer más rápido. El creador de cambios y magnate de la publicidad David Ogilvy lo dijo mejor: “Si cada uno de nosotros contrata a personas más pequeñas que nosotros, nos convertiremos en una compañía de enanos, pero si cada uno de nosotros contrata a personas que son más grandes que nosotros, nos convertiremos en un compañía de gigantes”. En pocas palabras, aceptar la mediocridad solo aumenta la probabilidad de que las personas con talento se vayan.

3. Baja el estrés

Los equipos que persiguen metas ambiciosas inevitablemente pasarán por momentos difíciles. Un buen líder reconoce la realidad de una situación y trabaja con un equipo para encontrar un camino satisfactorio y tranquilizador. A veces, esto puede significar usar el método socrático y hacer de abogado del diablo para ayudar a alguien a encontrar una respuesta. Otras veces, puede significar ser más práctico para manejar mejor un proceso.

4. Dar y solicitar retroalimentación

Un buen líder entiende que el crecimiento no ocurre sin retroalimentación. Puede ser desalentador tener una conversación directa, pero hay un costo mayor si un problema se dispara porque un empleado nunca tuvo la oportunidad de corregir el rumbo. Y no olvides que la retroalimentación no es una calle de sentido único: los líderes más fuertes se esfuerzan por recopilarla para mejorar. Hacer de esto un proceso regular y bidireccional elimina el miedo y permite que las personas (incluyéndote a ti) crezcan.

5. Crear responsabilidad

Un líder eficaz entiende lo que se comprometió, así como los plazos para hacerlo. Ella o él es dueño tanto de los éxitos como de los fracasos y espera lo mismo a cambio. Los resultados sólidos surgen de la responsabilidad compartida.

6. Anticipa el futuro

Como dijo Wayne Gretzky: “Tienes que patinar hacia donde va el disco”. Los buenos líderes entienden la realidad de hoy, pero planifican para el mañana, los próximos meses y años. La falta de anticipación es uno de los factores estresantes y caídas más comunes para un nuevo líder.

7. Invertir en aprendizaje y desarrollo

Hubo un momento en que no sabíamos cómo hacer el trabajo que tenemos hoy. Un líder exitoso reconoce el potencial de quienes están en su órbita e invierte en ellos. En realidad, es simple: la educación y la motivación conducen a la competencia; la competencia y la pasión conducen al dominio; y el dominio del oficio de uno es una de las mayores recompensas de la vida. Invierte en tu equipo y obtendrás grandes cosas en el futuro. Como dijo el ex director ejecutivo y presidente de Starbucks, Howard Schultz: “Tratar a los empleados con benevolencia no debe verse como un costo adicional que reduce las ganancias, sino como un poderoso energizante que puede hacer crecer la empresa hasta algo mucho más grande de lo que un líder podría imaginar”.

8. Comunícate claramente

Vivimos en un mundo digital. La innovación ha simplificado la vida, pero también ha planteado nuevos obstáculos. El texto escrito, ya sea en prosa o en mensajes instantáneos, se pueden interpretar de diferentes maneras, así que siempre habla y escribe de forma clara y concisa. Use un lenguaje específico con ejemplos reales para llevar los mensajes a casa. Presta atención en las reuniones de tu personal y asegúrate de pasar información a tus subordinados directos con contexto.

9. Fomenta el debate honesto

Rodearse de personas de diferentes orígenes allana el camino para un conjunto diverso de perspectivas y, naturalmente, genera un debate amistoso. Trata siempre de usar datos o lógica cuando compartas tu perspectiva. Los buenos líderes deben estar encantados cuando gana la mejor idea, independientemente de quién la haya ofrecido. Fomente las preguntas, muestra curiosidad y siga los hilos. Todos aportan una lente diferente, y el grupo se volverá más inteligente si comprende lo que ve cada persona.

10. Política de aplastamiento

Como todo en la vida, el compromiso recorre un largo camino. El único límite es el que te pones tú mismo.

 

One Response

Comments are closed.